Add page level

domingo, 24 de agosto de 2014

Para un Cambio Duradero, Quítate lo Viejo y Ponte lo Nuevo


BY RICK WARREN — Si quieres un cambio perdurable en tu vida, debes reenfocar tu mente.
Específicamente, debes cambiar tus patrones de pensamiento, pasando de aquello en lo que no quieres enfocarte a lo que sí quieres. ¿Por qué? Porque aquello en lo que te enfocas es aquello hacia lo cual te moverás.
El versículo de hoy nos da un mapa para cambiar nuestros patrones de pensamiento: “No se amolden al mundo actual, sino sean transformados mediante la renovación de su mente.” Romanos 12:2 (NVI)

“No se amolden…” ¿Cuán a menudo permitimos que otras personas moldeen nuestra vida? Dios no quiere que tú seas como otra persona; él quiere que seas la persona que él hizo. Entonces, no copies, no te amoldes, no trates de ser como otra persona.

“… al mundo actual” Patrón significa el modelo de todo aquello que tú has aprendido en la vida. Si quieres cambiar, deberás cambiar tu patrón o modelo de vida. Debes reemplazar el patrón antiguo y contaminado, por el nuevo modelado a partir de la vida de Cristo.

“sean transformados mediante la renovación de su mente.” Transformado es la misma palabra que usamos para metamorfosis, el proceso que la oruga atraviesa para transformarse en mariposa. De igual forma, Dios quiere transformarte en una persona completamente nueva al renovar tu mente.

¿Cómo es que esto acontece? La Biblia nos dice en Efesios 4:22-24: “Con respecto a la vida que antes llevaban, se les enseñó que debían quitarse el ropaje de la vieja naturaleza, la cual está corrompida por los deseos engañosos; ser renovados en la actitud de su mente; y ponerse el ropaje de la nueva naturaleza, creada a imagen de Dios, en verdadera justicia y santidad”.

Esto significa que habrá algunas cosas que debes dejar de hacer y otras cosas que debes comenzar a hacer — y el dejar de hacer debe acontecer antes que el comenzar a hacer. Es como probarse ropas en una tienda. Antes de que te pruebes nuevas prendas, deberás sacarte las antiguas.

Tendrás que dejar las antiguas actitudes, los antiguos patrones de pensamiento, las antiguas imágenes con las que has estado viviendo de tal forma que pueda vestir las nuevas ropas que Dios tiene para ti conforme eres renovado y hecho más parecido a Cristo.

Reflexiona sobre esto:

¿Cuál es el modelo de vida en que has basado tu vida, que puede ser poco saludable, y que debes reemplazar? ¿Cómo se ha perpetuado en tu vida?

¿Cómo podrías saber cuál es la persona que Dios quiere que seas?


¿Por qué piensas que Dios pone tanto énfasis en nuestras mentes — nuestros patrones y actitudes — cuando él habla acerca de la sanidad y dejar atrás heridas, hábitos y relaciones?

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.